miércoles, 17 de julio de 2013

[Crítica libro]: "La historia interminable" de Michael Ende

Una lectura muy recomendable
Para el libro nº19 del reto tenía ganas de leer algo de literatura infantil y juvenil, y un miniclub organizado en la página Ábrete libro me dio la idea: leer uno de los clásicos entre los clásicos del género. Exacto, estoy hablando de "La historia interminable" de Michael Ende. Era imperdonable que aún no la hubiese leído. Miento, hubo un intento cuando era más pequeño y lo dejé, no recuerdo por qué motivo. Y bien, ¿qué me ha parecido? Pues tendréis que pasar antes por la sempiterna sinopsis. Es que sino no sé qué hacer para que la leáis. Extraída de Casa del Libro:

"La Emperatriz Infantil está mortalmente enferma y su reino corre un grave peligro. La salvación depende de Atreyu, un valiente guerrero de la tribu de los pieles verdes, y Bastián, un niño tímido que lee con pasión un libro mágico. Mil aventuras les llevarán a reunirse y a conocer una fabulosa galería de personajes, y juntos dar forma a una de las grandes creaciones de la literatura de todos los tiempos."

Este libro deberían leerlo todos los niños/adolescentes. Aprenderían muchas cosas y, estoy seguro, ayudaría a que se aficionasen a la lectura (y menos rollos infumables que solo hacen que los alumnos aborrezcan la lectura). Lo más destacable del libro son los valores y las enseñanzas personales que transmite. Nos habla del valor de la amistad, y ese es uno de sus ejes más relevantes -simbolizado por la relación entre Atreyu y Bastián-, pero no solo eso. Habla de muchas cosas; de cómo debemos querernos tal y como somos, con nuestros defectos y virtudes, y no querer aparentar algo distinto de lo que somos; de que hay momentos en esta vida donde debemos ser fuertes y enfrentarnos con valentía a los problemas, plantarles cara y no huir; ser capaces de soñar y creer que los sueños tarde o temprano se cumplen si perseveramos en ellos; que la vanidad y la desconfianza respecto los demás son muy malos consejeros. En definitiva, hay múltiples mensajes y lecturas que no puedo plasmar en toda su grandeza en una reseña. Hay tantas frases míticas, para enmarcar, y reflexiones, que no acabaría nunca.

Desde un punto de vista más literario, y sin entrar aún en la estructura propiamente dicha, la riqueza de especies que inundan el mundo de Fantasía es apabullante y constituyen un ejercicio de imaginación digno de admiración. Es uno de los principales atractivos de la novela descubrir en cada rincón alguna extraña especie morfológico y psicológicamente hablando. Los personajes, todos llenos de simbolismo, son originales. Tenemos al leal Atreyu y Fújur, abanderados de la fuerza de la amistad, por ejemplo. Pero, por encima de todos, tenemos a Bastián y la evolución que se marca desde que cae en Fantasía hasta que vuelve a su hogar. Vemos, como poco a poco, va cayendo en una espiral autodestructiva que le lleva a las profundidades, a lo peor del ser humano -que según Ende es atacar a tus propios amigos, cómo hace Bastián en la Batalla de la Torre de Marfil- y, gradualmente, a salir de ellas y volver a ser el que era antes y no la imagen perfecta que creía que debía ser. 

Por otro lado, el montaje que realiza el autor convirtiendo lo que creemos que es el mundo real en parte de la ficción del libro rebosa maestría (la combinación de los dos colores es muy original). El capítulo donde la Emperatriz Infantil conoce al escritor de la Montaña Errante es genial y como va escribiendo lo que vamos leyendo sobre la marcha es difícil de explicar. Ese hecho marca el fin de la primera parte y el inicio de la segunda. En este punto debo detenerme y decir que la primera es impecable. El viaje a contrarreloj de Atreyu para salvar Fantasía de las manos de la Nada es genial, quizás en ocasiones muy "de aquí para allá y sin detenerme mucho en los lugares", pero muy entretenido. La segunda, en mi opinión, es más floja y todo porque está construida con el único objetivo de mostrarnos el desarrollo de Bastián que antes comentaba. Y aquí es donde el autor hace que caiga el listón que tan alto había dejado. Todo está centrado en el personaje de Bastián y todo lo demás carece de ese ritmo y ese frenesí de la primera parte, pues el problema de la Nada ya está solucionado. En más de una ocasión llegó a aburrirme, sobre todo al inicio de la misma. Y quizás también ayude lo estúpido que se vuelve Bastián una vez cegado por el poder y la vanidad y que no empatices con él. Aun así es un libro cargado de grandes momentos, incluso en la segunda parte, como todo el arco de Graógraman, la ciudad de los Antiguos Emperadores o el viaje de vuelta a casa, donde destaco la casa de doña Ayoula y la mina de los sueños de Yor. También debo hacer especial mención a un recurso muy característico que usa de vez en cuando y que hace mucha gracia. Es la frase que usa para cortar historias secundarias y que dan verdadera profundidad al título de la novela, a la par que generan una intriga que no se resolverá nunca y que el autor nos deja para que fantaseemos:

"Pero esa es otra historia y debe ser contada en otra ocasión."

Finalmente, me gustaría comentar ese trasfondo metaliterario que respira la novela. De cómo los escritores somos creadores de mundos y que está en nuestro poder dotarlos de vida, y que cada lector es partícipe, a su manera, de las historias sobre las que está leyendo. El autor escribe una historia, pero existen múltiples puntos de vista y lecturas desde los que abordar cualquier historia. En este sentido, la conversación final con Koreander está llena de significado.

En conclusión, una novela excelente que solo se ve lastrada por una segunda mitad más aburrida. Pero vale la pena todos los valores y emociones que transmite y sobre los cuáles muchos deberíamos reflexionar. No solo recomendable para jóvenes, sino también para adultos.

14 comentarios:

  1. Coincido mucho contigo.

    A mí siempre me ha llamado la atención que parecen dos novelas pegadas, porque la segunda parte es muy distinta (y mucho peor) que la primera parte.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro de coincidir con alguien en este aspecto. Queda todo truncado de golpe y la emoción y el ritmo endiablado que llevaba la novela desaparece de golpe para darnos una historia completamente distinta y más aburrida, aunque la evolución de Bastián esté bien. Como dices, parecen dos novelas distintas pegadas.

    ¡Muchas gracias por comentar Carlos!

    ResponderEliminar
  3. La leí hace tiempo y me gustaría comprármela algún día y releerla más despacio. Recuerdo que la película era de mis favoritas de niña...

    Saludos!!!
    Nelly.

    ResponderEliminar
  4. Yo no he visto la película, pero me han contado que la trama del libro queda truncada y no lo abarca todo. Imagino que sólo comprenderá la primera parte. Un día de estos tengo que mirarla y opinar, aunque no me gusta mucho ver adaptaciones de novelas que ya he leído, por el hecho de que destrozan un poco la imagen que te habías creado (aunque haya contadas excepciones, claro).

    Un saludo Nelly y gracias por comentar!

    ResponderEliminar
  5. Eché un vistazo a las críticas que se han dado de este libro en Quelibroleo y me sorprendió que el 99.9% fuesen positivas. Solo un comentario, muy al fondo de la caja, me daba la razón. Es un buen libro, pero a partir de la segunda parte te decepciona. No quiero leer más, no quiero quitarme esa buena impresión que me ha dejado la primera. Dejo el libro terminado hasta la primera parte y le doy un diete de diez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, hasta el punto de parecer dos libros distintos. El problema reside, sobre todo, en que la primera parte es tan buena que la otra difícilmente está a su altura. Da la sensación, a parte, que Ende se había metido en un callejón sin salida con el soberbio capítulo del escritor de la Montaña Errante y que no sabía por dónde tirar.

      La segunda parte no es tan dinámica como la primera y, aunque trata muchos temas interesantes, se nota demasiado que los hechos de la trama están supeditados a ellos. Como dices, si hubiese acabado en la primera parte sería una novela de 10.

      ¡Un saludo y muchas gracias por comentar Luis!

      Eliminar
  6. Me toca ejercer de voz discordante: a mí me gusta MUCHÍSIMO la segunda parte. De hecho, la película me es insufrible precisamente por no ser la versión cinematográfica del libro, sino la versión de medio libro; y me resulta muy doloroso que se le haga semejante amputación a una novela.
    Por otro lado (este dato se lo debo a la excelente traductora Noemí Risco, cuyo blog se llama "Laberinto de ideas") existe un párrafo fantasma - en la traducción española no aparece - en el que Ende nos dice que al principio de la historia, cuando Bastián abre por primera vez el libro, "siente que se está metiendo en una trampa de la que luego le será muy difícil salir".
    Este párrafo hace una referencia muy clara a la segunda parte del libro: Ende coloca en el primer capítulo la advertencia de que tras la victoria de la primera parte vendrá el sufrimiento de la segunda. Tras la “liberación de la princesa”, tendrá que liberarse a sí mismo, que siempre es más costoso.
    Al respecto de la traducción de este libro, hay una extensa entrada en mi blog. Añado el enlace por si sientes curiosidad de leerlo.
    http://elescritorensulaberinto.blogspot.com.es/2013/07/4-fantasia-en-peligro.html
    Un cordial saludo. Y perdón por el rollo. Es que sobre este libro yo me liaría a a hablar y no pararía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas!

      Como digo en la crítica, para mí la segunda parte es peor por el ritmo que le imprime el autor, no por los temas que se tratan; en este sentido, es mucho más rica la segunda parte que la primera.

      Gracias por el aporte, de verdad, porque es muy interesante. Desconocía la existencia (o no existencia) del párrafo que citas. No entiendo porqué lo eliminaron, la verdad. Le daría un poco de sentido a ese cambio tan abrupto que supone, en mi opinión, la transición de la primera a la segunda parte. También es muy interesante la entrada que escribes; lamento decir que soy uno de esos que leyeron Fantasía en lugar de Fantasia. Ahora mismo voy a corregir las Fantasías que he escrito en mi crítica. La verdad es que desconocía la gran labor de traducción que se esconde detrás de esta obra (e imagino que de otras) y me ha gustado el apéndice sobre los errores del español. Da que pensar.

      ¡Un saludo y gracias por tu comentario Manuel!

      Eliminar
  7. Estoy de acuerdo con Manuel la "segunda" parte es sublime simplemente, cargada de mensajes, en mi opinión es porque esta parte son esas cosas que uno comprende y siente mejor hasta que se ha vivido (como lo dice el propio Ende "muchas cosas no se pueden averiguar pensando: hay que vivirlas"). En su totalidad me fascina el libro y no lo considero dos novelas pegadas con cinta xD.
    Ahora el punto importante, lo que menciona Manuel de la traducción es totalmente cierta, he conseguido el primer capítulo en alemán y efectivamente ese párrafo falta.

    La traducción de Saénz menciona: -Era como si el libro tuviera una especie de magnetismo que lo atrajera irresistiblemente.-
    -Cogio el libro y lo miro por todos lados. (...)-

    Entre ese final de párrafo (...irresistible) e inicio del siguiente (Cogió el libro...) esta el párrafo faltante, el cual traducido (con lo que mi nivel del idioma me permite) dice:

    "Él se aproximó al sillón, estiró lentamente la mano, sintió el libro y en ese mismo instante algo hizo "click" en su interior, como si se hubiera encerrado en una trampa. Bastian tuvo el oscuro presentimiento de que con ese toque algo irrevocable había comenzado y ahora tomaría su curso"

    Angélica :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Angélica,

      Siento no haber contestado hasta tan tarde, así que perdón por ello. A mí lo que no me convenció es lo brusco que es el cambio de tono de una parte a la otra. La primera era dinámica, se lee de un plumazo, la segunda es lenta y mucho más reflexiva, incluso subrallando demasiado los mensajes que quiere transmitir el autor. Sin embargo, no creo que sea un libro malo ni mucho menos. Solo que me parecen dos novelas distintas. Aunque veo que la traducción que tenemos es algo chapucera. Y mi pregunta es: ¿qué ganaba el traductor suprimiendo ese párrafo? ¿Que la historia fuese menos oscura al principio?

      Bueno, muchas gracias por este aporte Angélica. Siento no haber contestado hasta ahora. ¡Un saludo!

      Eliminar
  8. La segunda parte es brillante con una poética y un lirismo abrumador. Deja de ser un libro de aventuras juvenil (el mejor que yo haya leído nunca) a convertirse en una obra maestra para adultos. He leído la Historia Interminable de niňo de adolescente con 20 y con 30 y me toca pronto leerla otra vez. Cada vez descubro cosas y me gusta más, cosa que no me ha sucedido con ningún otro libro. Michael Ende y a la Historia Interminable están injustamente encasillados como literatura juvenil y por tanto,en mi opinión, se infravalora y no se comprende la segunda parte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas anónimo,

      Yo no tuve la impresión de que estuviese leyendo algo puramente juvenil, ni muchísimo menos. Como ya dije en otro comentario, la segunda parte me parece muy rica en temas, mucho más incluso que la primera, pero el ritmo decae y, teniendo la experiencia de la primera parte, choca. Además, la primera parte me parece estimulante, frenética; tengo ganas de saber qué es lo que vendrá luego. En la segunda parte no me ocurre eso y me descubro a mí mismo contando las páginas que faltaban para que acabase. Pero no por ello me parece un libro nada desdeñable, solo que tengo la impresión de que estoy leyendo dos libros distintos y que no acaban de encajar el uno con el otro.

      ¡Saludos y gracias por el comentario!

      Eliminar
  9. Inspirado por la obra de Dante en su Divina Comedia, el proceso por el que maduran ambos protagonistas en «La historia interminable» es una búsqueda del estado perfecto de las cosas. Atreyu, cumpliendo su tarea como guerrero y Bastián, encontrando un mundo en el que siente que pertenece más que al real. La alegoría principal de la búsqueda del paraíso va un paso más allá en el segundo volumen, cuando Bastián comienza un viaje de verdad por los paisajes de las historias que ha estado leyendo, cerrando el círculo de la evasión y sintiendo que ha encontrado su lugar en el mundo.
    La obra también se inspiró en el transfondo filosófico creado por el alemán Friedrich Wilhelm Nietzsche. En «La historia interminable» el triunfo de la voluntad, representado por Bastián en su deseo de evadirse en un mundo de fantasía, se ve entorpecido por obstaculos que son más evidentes en las fantasiosas aventuras del guerrero Atreyu y sutiles en el caso del niño lector. Conforme avanza la obra, la busqueda de la felicidad como triunfo de la voluntad también pierde sentido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas,

      Todo eso también lo percibí. Como ya he contestado en el comentario inmediatamente anterior a este, mis "peros" solo tienen que ver con lo descompensada que es la novela en cuanto a ritmo y tono, hasta el punto de tener la impresión de que son dos novelas distintas pegadas con cola (en según qué aspectos; en otros no).

      ¡Saludos y muchas gracias por tu aporte!

      Eliminar